Uno de cada tres libros del país lo publica las universidades públicas

La UNA cuenta con 23 revistas académicas con sello EUNA y cuatro colecciones: ciencias de la vida, ciencias aplicadas, ciencias generales y ciencias naturales, según resaltó su presidente, Marco Méndez Coto (primer plano), durante la entrega del Premio a la empresa editorial en ciencia y tecnología.

El 32.4% de los libros que se editan en el país lo publica las editoriales de las universidades públicas. Los datos corresponden al período 2010-2018 y fueron dados a conocer este 23 de noviembre por Marco Méndez Coto, presidente de la Editorial de la Universidad Nacional (EUNA), tras recibir el Premio a la empresa editorial en ciencia y tecnología 2019, que otorga cada dos años el Consejo Nacional para Investigaciones Científicas y Tecnológicas (Conicit).

Todavía más: respaldado con datos del Ministerio de Ciencia y Tecnología (Micit), Méndez Coto indicó que para el 2020 se publicaron 131 revistas de acceso abierto en Costa Rica, y la gran mayoría de ellas son gestadas en las universidades públicas costarricenses. Con esto—agregó—las universidades contribuyen en la construcción del futuro con una de las áreas prioritarias para el desarrollo nacional, como lo es la ciencia y la tecnología.

Sobre el premio

En esta XIV edición, la EUNA recibió el reconocimiento por segunda ocasión (la primera fue en 1999). Este premio se instauró en 1990 con el propósito de incentivar la difusión del conocimiento por medio de la edición, publicación y distribución de materiales bibliográficos de interés científico y tecnológico, así como reconocer la labor de las empresas editoriales que se destaquen en este ámbito.

De forma virtual y con la participación de representantes de las instituciones involucradas, el científico Marino Protti, presidente del jurado y representante por Conicit, dio lectura al acta del premio, que consta de un reconocimiento y el equivalente a $2000 en moneda nacional con fondos asignados por la Comisión de Incentivos, adscrita al Micitt.

El premio se otorgó de acuerdo con los siguientes criterios: las publicaciones de la EUNA se ajustan y tienen concordancia con el Plan Nacional de Ciencia y Tecnología e innovación, la calidad formal y de contenido ofrece un aporte significativo a la difusión del conocimiento científico y tecnológico del país, brinda una presentación de calidad en cuanto a la edición de los distintos materiales, la presentación e ilustración de los materiales dan un valor agregado a sus publicaciones, las obras presentadas se consideran de interés científico y tecnológico, y la editorial muestra una continuidad en su línea de publicación de los temas de interés del premio.

El fallo fue suscrito por los representantes de cada una de las siguientes instituciones: Ministerio de Ciencia, Tecnología y Telecomunicaciones (Micitt), Ministerio de Educación Pública, Consejo Nacional de Rectores, Cámara Costarricense del Libro y Conicit.

¿Por qué son importantes las editoriales?

Tras recibir el premio, en presentación de la EUNA, Méndez Coto también destacó varios aspectos por los que las editoriales de las universidades públicas son de importancia para las ciencias y la tecnología y, por tanto, para el país:

La concepción de que la ciencia y el disfrute del progreso tecnológico deben concebirse como derechos humanos, al ser cruciales para el avance social y el desarrollo, lo cual está vinculado con el derecho a la educación y el derecho a la cultura. De ahí su instancia de que el país invierta de manera decidida en ciencia, educación y cultura como pilares de nuestro estado social de derecho y de nuestra identidad costarricense.

Reconoció, asimismo, la transformación que ha sufrido el “ecosistema” de libros, lo cual ha obligado a las editoriales a buscar nuevas formas de vincularse con la comunidad, como las opciones de librería en línea que hoy le permite a la Euna llegar a todo el territorio nacional.

También resaltó el hecho de que uno de los mayores desafíos que atañen a la sociedad actual y sus instituciones políticas es el de afrontar la la posverdad y las noticias falsas y cómo, a través de la producción de conocimiento, se puede hacer frente a los cuestionamientos de la ciencia y el progreso tecnológico. “Las editoriales de las universidades públicas son instrumentos para el conocimiento científico, el cual se caracteriza por ser verificable y riguroso. De esta forma su cultivo permite la toma de decisiones basadas en evidencia, redundando en el bienestar de la ciudadanía”, agregó.

En el acto de premiación también participaron y se unieron a la felicitación de la Euna, Giselle Tamayo Castillo, presidenta del Conicit; Federico Torres Carballo, viceministro de Ciencia y Tecnología y también miembro del jurado calificador, y Francisco González Alvarado, rector de la Universidad Nacional.

Breves

Más noticias