Proponen programa de reactivación y salvamento de empresas

Este miércoles, mediante una carta abierta dirigida al señor Presidente de la República, Carlos Alvarado, con copia a los legisladores de las diferentes fracciones políticas representadas en el Congreso, Olman Segura Bonilla, exrector de la Universidad Nacional (UNA) y actual director del Centro Internacional de Política Económica para el Desarrollo Sostenible (Cinpe), presentó un programa que busca desarrollar un mecanismo de generación de recursos para el programa de salvamento y reactivación de empresas privadas de cara a un nuevo pacto social.

Dicho programa define una serie de propuestas concretas de salvamento y reactivación. Como prioridad impostergable se debe considerar el apoyo al sector productivo nacional, a las personas trabajadoras del sector privado, al comercio, al turismo, a la industria de la construcción, al sector financiero y a la población costarricense, a partir de un sector productivo nacional, que estará a la brevedad posible en condiciones de tributar oportunamente. Desde luego que hago énfasis en la conveniencia de contar con servicios públicos menos burocráticos, más eficientes y expeditos.  No debe existir una polarización entre el sector público y privado, al contrario, son complementarios.

 

Resumen de la propuesta

I-Mecanismos de generación de recursos para el Programa de Salvamento y Reactivación de Empresas Privadas.

En ese sentido, el Consejo de Gobierno le debe solicitar a las Juntas Directivas de los Bancos del Estado la creación de programas de readecuación de la deuda actual de empresas que han sido afectadas por el COVID-19, que están estructuradas en condiciones pre-Covid-19.  Apoyar con diferentes plazos y tasas de interés.  En particular se solicita períodos de gracia suficientes (al menos 4 años) y tasas de interés activas que respondan a márgenes razonables sobre el costo de fondeo de dichas entidades.

Además, solicitar la autorización de emisión de Títulos de Deuda Pública para crear un Fondo de Salvamento de empresas a 10 años plazo, por $1.500 millones para el 2020.  De ser necesario una segunda emisión de $1.000 millones (para prestar o capitalizar a las empresas que hayan sido significativamente afectadas y que por ello hayan deteriorado sus indicadores financieros y se muestren más frágiles económicamente; esto con el fin de evitar que cierren dichas empresas, y no despidan a sus trabajadores). Autorizar al Estado a la colocación de $1.500 millones en Eurobonos para que se ayude a balancear su déficit fiscal en el 2021.

II- Ampliación de la base tributaria. 

Las personas físicas con ingresos brutos superiores a 7 u 8 salarios mínimos, (aproximadamente ¢3.5 millones al mes) contribuirán solidariamente, durante el año 2021 y 2022, con un 5% de ampliación del tramo de la renta al monto que les corresponda pagar actualmente. Recalificación del Régimen de Grandes Contribuyentes, para que aporten un 5% adicional en Impuesto sobre la Renta Ordinaria transitoriamente en el año 2021 y 2022. Aplicación del tramo de impuesto igual que en el anterior punto.

Enviar a la brevedad posible a la Asamblea Legislativa un Proyecto de Renta Global, para que las personas físicas que reciben ingresos por intereses, dividendos y otros también paguen renta sobre esos ingresos.  En la Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas quedo establecida la Renta Global únicamente para el sector financiero.

Reformar las leyes correspondientes para que los profesionales liberales, que han reportado ventas de bienes y servicios inferiores a 5 salarios base, durante los últimos 5 años, contribuyan del 2020 al 2025 con un 5% anual de Renta adicional, calculado sobre un monto igual a cinco salarios base, además de lo que dicten las aplicaciones de las escalas de renta definidas.  Igualmente gestionar ante la CCSS para que este tipo de profesionales liberales no tengan que pagar doblemente sus cuotas como patronos y como trabajador independiente.  

III- Implementación de nuevas normas de auditoría y trazabilidad.

Autorizar al Ministerio de Hacienda el financiamiento necesario para la compra del software necesario para mejorar todo tipo de controles cruzados para implementar los sistemas de trazabilidad, para disminuir la evasión fiscal. Autorizar la instalación de escáner en las Aduanas Nacionales. Esto conllevará a un mejor control y seguimiento de las actividades de exportación de nuestro país y sin duda colaborarán en la lucha contra el narcotráfico. Redefinir las normas para impedir la caducidad antes de 10 años de los procesos de cobro de impuestos. Solicitar una garantía de afianzamiento de los montos disputados.

IV Reducción del gasto público.

Suspender la renovación de la flotilla vehicular de los Supremos Poderes, Gobierno Central e instituciones autónomas en el 2021 y 2022.  Excepto el Ministerio de Seguridad, de Salud, la CCSS y la Comisión Nacional de Emergencias. Aplicar la normativa de la Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas N°9635. CAPÍTULO II: DISPOSICIONES ATINENTES A LA REGLA FISCAL, con la única excepción para aquellas instituciones responsables de garantizar la atención sanitaria y los Programas de Ayuda Económica para las personas en pobreza extrema. (Esta disposición impide el crecimiento del presupuesto de las instituciones en el 2021).

Detener los nombramientos por sustitución y reemplazo, lo mismo que la creación de plazas en el Gobierno Central e Instituciones Autónomas por cuatro años, excepto en Seguridad Pública y sector salud. Congelar el pago de anualidades en el sector público (instituciones del Gobierno Central, autónomas, semiautónomas, universidades y Supremos Poderes del Estado) para el año 2021 y 2022.

V-Creación de programas de reactivación y salvamento de empresas. 

El objetivo del programa de Salvamento es fortalecer el Programa Alivio o crear un nuevo programa para brindar a bajo costo capital de trabajo, dirigido a las empresas que lo requieran y estén dispuestas a recontratar al menos a un 50% de las personas empleadas que tenían en planilla de la CCSS. El programa es de préstamos a 10 años plazo, la tasa de interés es igual a la tasa básica pasiva y costos base administrativos, con un año de gracia. La idea es cubrir aproximadamente 20.000 empresas. 

Fortalecer el programa de Rescate del Sector Turístico y Hotelero. Se propone un programa de preservación de la infraestructura hotelera y apoyo al sector. Este es un sector sumamente importante para la marca país, que costó más de 20 años desarrollar y que cuenta con un gran capital humano que no debe perderse y debemos cuidar para su relanzamiento; por lo tanto, el programa debe considerar lo siguiente: Declarar un período de gracia de cuatro años a tasa básica pasiva, más costos de administración de la línea de crédito, para las empresas que actualmente tienen créditos pendientes de pago. Pasado ese tiempo regresan a las condiciones que tenían originalmente. 

Otorgar préstamos bajo el modelo de Préstamos para Salvamento de Empresas. Debe evaluarse de igual forma la capitalización de aquellas empresas que por su importancia estratégica para el país sean claves en la recuperación y desarrollo turístico a futuro.

VI-Políticas para generar mayor equidad social

Crear de inmediato un Programa Nacional para universalizar el acceso a buena conexión de Internet a todo el estudiantado nacional. Para los estudiantes que vivan en zonas donde la red no ofrece conexión, se le deben entregar dispositivos con conexión a datos móviles de internet. Se deben utilizar los Fondos de FONATEL y a la mayor brevedad posible establecer un plan de digitalización a nivel nacional brindando prioridad a las zonas rurales. 

Acelerar todo tipo de esfuerzos para reducir la tramitologías y regulaciones, de modo que las personas emprendedoras que deseen iniciar un negocio lo puedan hacer sin tantas trabas y las personas que ya se encuentran trabajando puedan gestionar sus trámites sin tantos pasos y tantas instituciones. Se debe planificar la creación de una ventanilla única de trámites y preferiblemente implementar sistemas digitales. 

Crear un único Plan Nacional de Protección a las Familias en Pobreza, que incluya un Ingreso Mínimo Vital (IMV) con los recursos sobre diferencial cambiario y los existentes de FODESAF e IMAS, con el objetivo de erradicar la pobreza extrema en un plazo de pocos años.

El segundo elemento de esta propuesta es: UN DIÁLOGO NACIONAL PARA LA CREACIÓN DE UN NUEVO PACTO SOCIAL. El 4 de mayo del 2020 en su discurso ante la Asamblea Legislativa el Presidente planteó la necesidad de renovar y defender el Pacto Social que hemos tenido en Costa Rica.

Breves

Más noticias