Escuela de Música Sinfónica: un cultivo de talento musical

Durante sus 26 años de trayectoria la Escuela de Música Sinfónica de Pérez Zeledón se ha acostumbrado a colectar éxitos, tanto dentro como fuera del país, pero quizá el mayor de todos ha sido el de impulsar el arte y la cultura en los jóvenes de ese cantón josefino y de la zona sur.

Todo inició en 1993, cuando el académico Wilberth Vargas Guerrero propuso un proyecto a las autoridades de la UNA y de la Sede Regional Brunca para el desarrollo de una escuela de música que formara profesionales, a mediano y largo plazo.

En 1994 se puso en marcha el plan con las primeras lecciones. Un cuarto de siglo después este proyecto ha impactado, a punta de melodías y acordes, a muchos hogares y le ha dado a la niñez y juventud la opción de una mejor calidad de vida, a través de una formación musical sistemática, seria y profesional.

La Escuela de Música Sinfónica está conformada por 10 conjuntos sinfónicos (Banda Elemental, Banda Sinfónica, Banda Inicial, Big Band Junior, Big Band Senior, Camerata, Orquesta Infantil, Orquesta Intermedia, Orquesta Inicial A, Orquesta Inicial B) además de otros grupos y talleres de distintos niveles que también forman parte de la actividad académico musical.

Gracias a la educación musical brindada por Escuela de Música Sinfónica, algunos exalumnos han recibido formación en universidades de Italia y República Checa. También, dos ex alumnos resultaron ganadores del concurso Jóvenes Solistas que tocaron acompañados por la Orquesta Sinfónica Nacional de Costa Rica.

Breves

Más noticias