Please ensure Javascript is enabled for purposes of website accessibility

Expertos buscan combatir enfermedad renal crónica en Guanacaste

Decenas de expertos a nivel mundial se dieron cita en el país para discutir avances en la prevención y tratamiento de la enfermedad renal crónica de causas no tradicionales.

 

Los datos de Vigilancia Epidemiológica de la Caja Costarricense del Seguro Social revelan un incremento considerable en la tasa de incidencia de la Enfermedad Renal Crónica (ERC), que pasó de 133.28 casos por cien mil habitantes en el 2016 a 244.6 por la misma tasa en el 2018.  Las provincias más afectadas son Guanacaste, Limón, Puntarenas y Alajuela.

Dentro de esta estadística, se traslapan los casos que no se originan por la hipertensión o la diabetes, sino que sus causas son no tradicionales y se relacionan con la deshidratación y el trabajo de campo bajo la exposición a altas temperaturas.

La enfermedad renal crónica de causas no tradicionales (ERCnT), también conocida como la ERC de etiología desconocida, es considerada como uno de los problemas de salud pública más importantes en Centroamérica, donde a lo largo de la costa del Pacífico en El Salvador, en los municipios de León y Chinandega en Nicaragua y en algunos cantones de la provincia de Guanacaste. Los casos de falla renal son mucho más altos que lo esperado y siguen en aumento.  Fenómenos similares están documentados en poblaciones de Sri Lanka e India.

Aunque el conocimiento sobre la ERCnT ha aumentado mucho durante los últimos años, aún no hay claridad sobre la etiología de esta enfermedad, lo que limita las intervenciones para su prevención.

Del 20 al 22 de marzo, 137 especialistas de 15 países se dieron cita en el III Taller internacional sobre ERCnT, organizado por el Programa Centroamericano de Salud, Trabajo y Ambiente (Saltra) del Instituto Regional de Estudios en Sustancias Tóxicas de la Universidad Nacional (Iret-UNA).

“En la última década ha aumentado el número de personas que padecen y mueren por ERC de causas que no están relacionadas a factores comunes. Desde 2013 los estados miembros de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) hacían un primer llamado de alerta, en el 2015 se presentaron algunos avances de investigación y fue hasta el 2017 que se priorizó el tema y los países centroamericanos propusieron políticas públicas para la vigilancia epidemiológica, pero esos esfuerzos no son suficientes. Es necesario incrementar la cooperación entre los países para aumentar las capacidades locales, capacitar equipos, mejorar registros y contar con un mapeo de actores de la sociedad civil, estos serían ejes fundamentales de ese trabajo”, dijo Enrique Pérez Flores, de la Organización Panamericana de la Salud.

Para Ricardo Correa, del Consorcio para la Epidemia de Nefropatía en América Central y México (CENCAM), el eje más importante de estos esfuerzos se debe centrar en el paciente. “Estuvimos en Guanacaste para reuniros con la comunidad, pero lo más valioso fue que en un salón nos pudimos encontrar con la autoridad sanitaria, médicos, enfermeras y pacientes. La función de este consorcio es buscar respuestas. No solo es en beneficio del paciente, es por su familia, por la sociedad por el país. El valor humano es el centro y a ellos es que nos debemos”.

 

En equipo

En las investigaciones realizadas hasta la fecha, se puede definir que la ERCnT afecta a trabajadores agrícolas, de la caña de azúcar y a las comunidades en condición de pobreza, sus causas son probablemente, multifactoriales e involucran la exposición al calor y el estrés térmico, y tiene una mayor incidencia entre los hombres en comparación con las mujeres, lo que podría reflejar el papel de los factores de riesgo ocupacional.

Los investigadores creen necesario, además, el comprender la variabilidad de factores de riesgo que impulsan la incidencia de la ERC en el sudeste asiático en comparación con Centroamérica para buscar similitudes y diferencias, la interacción potencial entre los factores de riesgo estudiados y la dieta, y el papel que juega la predisposición genética en la prevalencia.

“En Nicaragua tenemos municipios donde la prevalencia es del 40% mientras que en otros es del 0%, en estos últimos el trabajo es de oficina y a una mayor altura sobre el nivel del mar. Hemos realizado proyectos de intervención donde en la empresa privada se facilita descanso, sombre e hidratación, pero falta evaluar el impacto de estos factores y hacerlos además a mayor escala. El enfoque ha sido en trabajadores de caña, pero también se da en la minería, la fábrica de ladrillos y la agricultura de subsistencia, entre otros”, dijo Marvin González de la Universidad Autónoma de Nuevo Léon en Nicaragua.

En México, la ERC se ubica entre las cuatro primeras causas de mortalidad en el país. “La diabetes es la principal causa de la ERC, la de origen desconocido se da en el sureste mexicano y sí se está trabajando en una política pública realista que atienda el problema a largo plazo. En ella se incluye la infraestructura para la gestión, la educación, prevención y riesgo, atención a la población afectada y un eje trasversal que sería la investigación”, dijo Correa.

De acuerdo con Jennifer Crowe, investigadora del Iret-UNA, el país ha hecho avances importantes para abordar la enfermedad. “Se firmó un decreto que exige a las compañías agrícolas darles descaso e hidratación a los trabajadores, aunque aún no se reconoce este padecimiento como un riesgo laboral”.

En el taller participaron representantes del Consorcio para la Epidemia de Nefropatía en América Central y México (CENCAM), el Instituto Nacional de Ciencias de la Salud Ambiental (NIEHS) y el Instituto Nacional de Diabetes y Enfermedades Digestivas y Renales (NIDDK) de los Institutos Nacionales Salud en los Estados Unidos, las Oficinas Regionales de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y la Oficina Regional del Sudeste Asiático (SEARO). Entre los asistentes hubo especialistas en nefrología, epidemiología, salud ocupacional, salud ambiental, toxicología y evaluación de la exposición.

 

 

Pie de foto:Decenas de expertos a nievl mundial se dieron cita en el país para discutir avances en la prevención y tratamiento de la ERCnT.

Más noticias 2019